[Reseña] Liga de la Justicia: La Guerra de la Trinidad

Liga de la Justicia: La Guerra de la Trinidad

La Guerra de la Trinidad fue el primer gran crossover de los Nuevos 52, no tanto por su envergadura, sino más bien por su trascendencia. ECC Ediciones ha recopilado este cruce en Liga de la Justicia: La Guerra de la Trinidad, un tomo que recoge los números correspondientes de las tres series implicadas, que son las de las tres Ligas: Liga de la Justicia, Liga de la Justicia de AméricaLiga de la Justicia Oscura.

A los protagonistas de estos tres equipos se unen los miembros de la Trinidad, y no hablamos de Superman, Batman y Wonder Woman, sino de la Trinidad del Pecado, formada por Pandora, el Fantasma Errante y Question. Y es precisamente  la primera, responsable de la creación de los Nuevos 52 tras Flashpoint, alrededor de lo que gira toda la trama que, para colmo, sirve de introducción para el súper-mega-ultra-crossover Maldad Eterna.

La premisa es bien sencilla, y Geoff Johns, que ha orquestado todo con ayuda de Jeff Lemire, nos presenta una historia en la que Pandora busca corregir el mal desatado hace miles de años cuando abrió la famosa Caja de Pandora, liberando así a los siente pecados capitales sobre el mundo. Pandora busca redimirse y volver a encerrar a los pecados, pero su búsqueda de ayuda entre los héroes del planeta y un grave incidente internacional que enfrenta a la JL y la JLA dificultan la tarea.

Por un lado, tenemos a la JLA intentando hacer aquello para lo que fue creada en secreto, que es contener a la JL, sobre todo después de que Superman mate por accidente al Dr. Luz. Por otro lado, tenemos a la JLD interviniendo fruto de toda la magia y lo sobrenatural que envuelve a la Caja y la participación de la Trinidad del Pecado. Y en general, tenemos a todos intentando hacerse con la Caja por diversas razones, siendo la principal la corrupción, la codicia y la maldad que despierta en todo aquel que le rodea.

Como veis, el mapa es sencillo y está bien delineado. Muchos personajes de diferentes grupos que se pelean por conseguir un objeto súper poderoso que hará más mal que bien en el mundo. Entre todo ello, un poco de trasfondo para la enigmática Trinidad del Pecado y una base para lo que está por llegar. Por que sí, la maldita caja resulta ser finalmente un objeto totalmente diferente a lo que pensábamos, tal y como demuestra El Infiltrado. Tampoco diré más para no spoilear demasiado.

A pesar de contener algún que otro fallo de continuidad, el evento en general está bien construido, muy en línea de lo que suele hacer Johns. Contiene una introducción y no hace demasiadas referencias a otros acontecimientos, por lo que se puede disfrutar perfectamente de forma independiente, sirviendo incluso de punto de entrada al Universo DC. Además, está protagonizado por prácticamente todos los héroes principales de los Nuevos 52, cada uno con su momento y su protagonismo, y está repleto de acción bien llevada y para nada gratuita.

A todo esto acompaña el dibujo, que si bien es creado por una gran multitud de artistas fruto de tratarse de un cruce de tres colecciones, no hace sangrar los ojos. De hecho, todo lo contrario, ya que aunque cada dibujante contó con la libertad de usar su estilo y no tener que encajar con el de otro, la calidad es tan grande que lo hace indiferente. Vemos espectaculares dibujos a doble página, grande viñetas de acción, narración dinámica y caracterización de personajes como Dios manda. Un trabajo que entrando en detalle podría tener pegas en algunos casos, pero que en general cumple muy sobradamente.

En definitiva, tenemos una historia algo innecesaria, pero bien construida y entretenida, y que además gana en importancia al ser el prólogo de otro gran evento. Queda un poco cojo el papel de Pandora, que pese a ser la protagonista, se ve ensombrecida por el resto de personajes y llega incluso a pasar desapercibida debido a la pérdida de interés que parecen sentir el guionista y, consecuentemente, el lector.