Eiza Gonzalez dice que le rompió el corazón no conseguir ser Catwoman

Aunque está parada por el Coronavirus, The Batman está actualmente en producción, y entre todos los personajes a los que veremos en la película, está Selina Kyle, alias Catwoman, a la que dará vida Zoe Kravitz.

Antes de que Kravitz consiguiese el papel, hubo rumores durante meses que apuntaron a varias actrices, siendo aparentemente una de ellas Eiza Gonzalez (Baby Driver). Hablando recientemente para The Hollywood Reporter, Gonzalez confirmó que llegó a ser candidata tras hacer una audición para el papel, y que le rompió el corazón no conseguirlo.

Es imposible no hacerse ilusiones, especialmente cuando llegas tan lejos. Es parte de por qué llegas tan lejos porque estás viviendo y soñando con el personaje. Para mi preparación para cada papel, soy una especie de bicho raro, especialmente cuando ya estoy en la etapa de prueba de cámara o realmente metida. Viviré y respiraré el personaje. Soy más tradicional en ese sentido. Es desgarrador. Siempre es difícil. Tienes que imaginarte en el papel para visualizar el papel. No puedes tener un pie adentro y un pie fuera. Cuando comencé mi carrera, era más así, y no llegaba tan lejos. En cierto sentido, no me dolía tanto, pero no daba la mejor versión de lo que pensaba que podía hacer. Ahora sí, pero luego paso por la fase de desamor. Siempre lo explico como esa relación en la que trabajas. Te enamoras, pasas por todas las etapas, y nunca se solidifica realmente. Entonces, es este proceso que nunca tiene final. Simplemente desaparece. Entonces, te sientes como en una relación que no resultó en nada.

Aunque Gonzalez no consiguió el papel de Catwoman, sí que insinuó que eso no significa que vaya a dejar de intentar participar en futuros proyectos de DC.

Siempre te rompe el corazón, pero lo que he aprendido con el tiempo es que esas relaciones que creas y la gente que conoces no se van a ninguna parte. He estado en situaciones donde me han visto para diferentes papeles que no funcionaron, pero después vinieron con otra cosa. La belleza de nuestra industria es que nunca se acaba. Siempre está evolucionando y transformándose. Tengo suerte y estoy agradecida de haber tenido la oportunidad de conocer a directores increíbles y ser parte de proyectos increíbles. Creciendo en México, nunca pensé que haría este tipo de proyectos.