[Reseña] JLA: Élites Nº 7

JLA: Élites núm. 7

ECC Ediciones ponte punto final a esta colección con el tomo JLA: Élites Nº 7, que recopila los últimos 8 números de la serie original JLA: Elite, y donde se cierran todos los hilos abiertos pero con vistas a un posible futuro.

El guionista Joe Kelly retoma la trama del asesino en las filas de la Élite, alguien cuya identidad aún no conocemos, pero que tras su revelación todo se pondrá patas arriba. Kelly lo hace poco a poco, a través de una nueva misión de infiltración que lleva a los «héroes» fuera incluso de nuestro planeta. Sin embargo, sabedor de que hay que poner un punto final a la saga, decide echar toda la carne en el asador y llega a un punto de no retorno donde la única opción es hacer borrón y cuenta nueva.

De esta forma, las páginas de este tomo cuentan con todo tipo de elementos de lo más espectaculares, como una batalla cósmica en todo su esplendor, un enfrentamiento entre dos equipos de héroes (Élite vs. JSA), la caída de un héroe, el regreso de un villano, varias traiciones, giros de todo tipo, la revelación de un villano como aliado, acusaciones injustas, reproches, romance, mea culpas y otras muchas cosas que se entrelazan entre intervenciones de la Liga de la Justicia.

Como veis, no falta de nada, pero tampoco voy a dar detalles para no estropear las múltiples sorpresas contenidas en estos últimos números. Solo diré que el villano que vuelve es Manchester Black, ¿pero cómo? Tendréis que leerlo, si es que no lo habéis hecho ya.

No olvidemos tampoco que la etapa de esta serie de tomos comenzó directamente en la Liga de la Justicia con el equipo original, para luego sufrir una renovación en sus filas causada por ciertos eventos que ya os contamos en reseñas anteriores, y que derivó en un grupo paralelo de operaciones especiales encubiertas. Todo, y digo todo, está perfectamente entrelazado desde el primer día, y el resultado de esa carrera de fondo, de esa evolución de los personajes y sus relaciones, es lo que vemos en estas páginas ya hasta su punto y final.

Obviamente, porque si no fuese así no habría sido recuperada, esta es una de las mejores etapas que ha vivido la cabecera del principal grupo de superhéroes del Universo DC, y eso que no cuenta con un dibujo excesivamente destacado. Porque si algo hay que reprochar a la serie, es la falta de consistencia de Doug Mahnke en puntos tan importantes como las físicas, los cuerpos o las expresiones, algo que ya sabréis que el dibujante ha ido corrigiendo con el tiempo de forma magistral.

Aún así, y como digo, la etapa destaca por ser una de las mejores de la era moderna en la serie, y merece la pena su lectura para ser testigo de lo que es un trabajo bien hecho con un elevado número de personajes de alto nivel.